En abril de 2009, Faber-Com de Poviglio – empresa que opera en el sector de la electrónica aplicada a la oleodinámica – inauguró la primera instalación fotovoltaica. El proyecto se llevó a cabo gracias al paquete llaves en mano, propuesto por la Api Reggio Emilia y el consorcio Interenergia.

“La idea de instalar una instalación fotovoltaica – explica Marco Magnani, Presidente de Faber-Com – comenzó a tomar forma dentro de nuestra empresa hace mucho tiempo. La oportunidad de ser libres a nivel energético nos ha brindado un fuerte empuje para disolver los vínculos de suministro de energía e instalar un sistema alternativo de impacto cero en el medio ambiente e interesante a nivel económico”.

LEA TODO EL ARTÍCULO

 

VOLVER A NOTICIAS